Battle-of-Nagashino.jpg

A principios del siglo XVI, el ejército de caballería samurái más formidable era el Takeda. En ese momento, era una poderosa fuerza militar que siempre obtenía la victoria en el campo de batalla. A la cabeza estaba Takeda Shingen, que tenía dos hijos. Fueron los hijos quienes continuaron su obra después de la muerte de su padre. La tarea principal era capturar a Mikawa, que pertenecía a Tokugawa Ieyasu. Sin embargo, no todo salió según lo planeado. El poder y la fuerza del ejército de Takeda, que todos temían, cambiaron drásticamente en la segunda mitad del siglo XVI.

Valiente guerrera Tori

A principios de mayo de 1575, un ejército de 15.000 soldados dirigido por Takeda Katsuyori ingresó al territorio Tokugawa. Lo primero que hicieron los guerreros fue rodear el castillo de Yoshida. Sin embargo, el castillo se convirtió en el primer obstáculo para la conquista, ya que los soldados no pudieron destruirlo. Luego comenzaron a moverse hacia el norte, con el objetivo de rodear el castillo de Nagashino. Y en esta etapa, también se esperaba que el ejército de Takeda fuera derrotado. Este momento pasó a la historia como la Batalla de Nagashino.

Torii Suniemon logró escapar del castillo. Este es un ashigaru valiente que pudo salir del castillo y pedir refuerzos a los Tokugawa. Su historia de escapar del castillo es única. El valiente guerrero abandonó el castillo, cruzó a nado el río rápido, sorteando las redes colocadas por el enemigo, y luego corrió 35 km hasta Okazaki. Solicitando refuerzos a los aliados, Tori regresó a Nagashino. Sin embargo, mientras intentaba regresar al castillo, fue capturado por el enemigo.

Tory fue atado a una cruz de madera y exhibido al otro lado del río desde el castillo. El enemigo ordenó a Tori que les dijera a los hombres que el castillo se había rendido y que no habría refuerzos. Sin embargo, el valiente guerrero no siguió la orden. Desde una altura, examinó a sus samuráis, que estaban ubicados en las torres de observación, y gritó en voz alta: "Gente de los castillos de Nagashino, no se rindan, los refuerzos están en camino, esperen un poco". Por esto, el soldado Takeda clavó una lanza en el estómago de Tori.

Uno de los destacamentos de Takeda quedó tan sorprendido por el coraje y la devoción de Torii que se dio la orden de diseñar una bandera de batalla con la imagen del crucificado. El glorioso guerrero póstumamente fue ascendido al rango de samurái hereditario completo. Sus esfuerzos condujeron a la batalla de samuráis más famosa, la Batalla de Nagashino.

Una semana después, llegaron refuerzos al lugar de la batalla principal. Estas fueron las fuerzas Tokugawa y Oda aliada. El número total de soldados ascendía a 38 mil.

Equipo de combate del samurái Oda

El equipamiento de combate del samurái Oda también merece una atención especial. Llevaban no solo una herramienta, una armadura, sino también un tronco de madera largo y delgado. En este caso, a partir de estos troncos de madera, los guerreros Oda lograron construir casi 2 km de una empalizada de madera en el lado occidental al pie de la zona montañosa.

La batalla de Nagashino entre los ejércitos tuvo lugar el 21 de mayo de 1575. El ejército de Takeda fue el primero en atacar. Al frente iban los jinetes, y detrás de ellos la infantería. Sin embargo, su movimiento no fue tan rápido como debería haber sido. Al principio, el ejército se vio frenado por los arrozales blandos y fangosos, luego pasó mucho tiempo cruzando el río Rengo. Después de eso, el ejército de Takeda tuvo que atravesar varios campos de arroz más antes de llegar a la cerca de troncos que había construido el samurái Oda.

Battle-of-Nagashino2.jpg

Detrás de la valla, los esperaban 3.000 soldados de Oda. Cada soldado estaba armado con una pistola de mecha. Vale la pena señalar que un arma de este tipo fue traída a Japón hace solo 30 años antes del comienzo de una gran batalla. Las flechas de Oda mataron muy rápidamente al oponente con un poderoso disparo.

Después de que la primera línea de ataque fuera destruida, Katsuyori envió rápidamente una segunda ola de samuráis. Sin embargo, solo unos segundos después, también fueron asesinados por fuertes disparos de rifle. El comandante se sorprendió mucho, pero no renunció a sus posiciones. Intentó nuevamente alinear las líneas de las tropas, pero también estaban completamente inclinadas.

Así, en esta gran batalla, ganó el poder de las armas de fuego. En esta batalla también jugaron las tácticas correctas elegidas por el General Nobunaga. Se convirtió en un verdadero innovador. En primer lugar, era muy consciente de las deficiencias de las armas arrojadizas y, aprovechando esto, logró alinear correctamente a sus tiradores. Para ello, los colocó en pequeños grupos de 3 alrededor de las barricadas. Después del primer disparo, la segunda línea apuntó y disparó. En ese momento, la primera línea tuvo tiempo de recargar y estaba lista para continuar la batalla. Por lo tanto, una ráfaga de fuego se produjo constantemente.

El segundo golpe fue asestado por soldados de infantería ashigaru. Tan pronto como el samurái Takeda se acercó a la empalizada, los soldados de infantería ashigaru lo detuvieron de inmediato. Tenían lanzas largas.

En esta gran batalla, Takeda continuó atacando activamente y Oda continuó disparando y luchando. La batalla duró más de 8 horas. El resultado de una batalla masiva: 10 mil samuráis Takeda muertos y 6 mil soldados de las fuerzas aliadas. El clan Takeda, que era muy formidable, fue destruido. Y 7 años después de esta batalla, le esperaba un final sin gloria.


Ver también

  • La batalla de Azukizaka

    The-Battle-of-Azukizaka.jpg

    La Batalla de Azukizaka, también conocida como la Batalla de Bato-ga-hara, tuvo lugar en 1564, cuando Tokugawa Ieyasu pretendía sofocar la amenaza emergente de los ikko-ikki, una coalición de monjes, samuráis y campesinos que se oponían firmemente al dominio samurái.

    Lee más…

  • Batalla de Osaka

    batle-osaka.jpg

    Tras la muerte de Toyotomi Hideyoshi en 1598, Japón entró en un periodo de gobierno del Consejo de los Cinco Ancianos, en el que Tokugawa Ieyasu ejercía la mayor influencia. Tras su victoria sobre Ishida Mitsunari en la batalla de Sekigahara en 1600, Ieyasu se hizo con el control de Japón y disolvió el Consejo. En 1603, se estableció el shogunato Tokugawa en Edo, y se permitió al hijo de Hideyoshi, Toyotomi Hideyori, y a su madre, Yodo-dono, residir en el castillo de Osaka. A Hideyori se le concedió un importante feudo valorado en 657.400 koku, pero permaneció confinado en el castillo durante varios años. Como medida de control, se dispuso que Hideyori se casara en 1603 con Senhime, la hija de Hidetada, que tenía vínculos con ambos clanes. Ieyasu pretendía establecer un régimen fuerte y estable bajo el dominio de su clan, y sólo los Toyotomi, liderados por Hideyori e influidos por Yodo-dono, suponían un desafío a sus ambiciones.

    Lee más…

  • Batalla de Shizugatake

    Battle-of-Shizugatake.jpg

    La Batalla de Shizugatake, que tuvo lugar durante el periodo Sengoku de Japón, se desarrolló entre Toyotomi Hideyoshi (entonces conocido como Hashiba Hideyoshi) y Shibata Katsuie en Shizugatake, provincia de Omi, durante dos días del vigésimo día del cuarto mes de Tensho 11 (equivalente al 10-11 de junio de 1583, en el calendario gregoriano). Katsuie, que apoyaba la reclamación de Oda Nobutaka como sucesor de Oda Nobunaga, se enzarzó en una disputa sucesoria dentro del clan Oda, que finalmente favoreció a Hideyoshi.

    Lee más…

  • Batallas de Kizugawaguchi

    Battles-of-Kizugawaguchi.jpg

    El par de Batallas de Kizugawaguchi tuvieron lugar durante los esfuerzos de Oda Nobunaga por asediar el Hongan-ji de Ishiyama en Osaka. El Hongan-ji, bastión de los ikko-ikki, una coalición de monjes guerreros, sacerdotes y granjeros opuestos al gobierno de Oda, suponía un desafío formidable. Para contrarrestar los intentos de los Ikko-ikki de abastecer la fortaleza y romper el asedio, Oda ordenó al almirante Kuki Yoshitaka que organizara un bloqueo contra las flotas de sus aliados. Entre los opositores había familias influyentes, especialmente los Mori Terumoto del clan Mori de las provincias vecinas.

    Lee más…

  • La batalla de Okehazama

    The-Battle-of-Okehazama.jpg

    En el año 1560, Imagawa Yoshimoto, un formidable señor de la guerra que dominaba las provincias de Suruga, Totomi y Mikawa, reunió un poderoso ejército de 25.000 hombres. Su objetivo era marchar sobre Kioto, desafiando al cada vez más débil e ineficaz shogunato Ashikaga por el control de Japón. El ejército trazó su camino a lo largo de la carretera de Tokaido, cruzando desde Mikawa a la provincia de Owari, recientemente unificada por el señor de la guerra local, Oda Nobunaga.

    Lee más…

  • La Batalla de Komaki y Nagakute

    The-Battle-of-Komaki-and-Nagakute.jpg

    La serie de conflictos de 1584 conocida como la Batalla de Komaki y Nagakute se desarrolló entre los ejércitos de Hashiba Hideyoshi (que más tarde asumió el nombre de Toyotomi Hideyoshi en 1586) y los de Oda Nobukatsu y Tokugawa Ieyasu. Anteriormente, tanto Hideyoshi como Ieyasu habían servido a las órdenes de Oda Nobunaga sin enfrentamientos, por lo que éste fue su único periodo de hostilidad. Aunque la historia recuerda predominantemente las dos batallas principales, a veces se hace referencia al acontecimiento como la Campaña de Komaki.

    Lee más…

  • La batalla de Mikatagahara

    The-Battle-of-Mikatagahara.jpg

    La Batalla de Mikatagahara tuvo lugar durante el periodo Sengoku de Japón y enfrentó a Takeda Shingen y Tokugawa Ieyasu. Este enfrentamiento tuvo lugar el 25 de enero de 1573 en Mikatagahara, provincia de Tōtōmi. Shingen lanzó un asalto contra las fuerzas de Ieyasu en las llanuras de Mikatagahara, al norte de Hamamatsu. Este enfrentamiento se produjo en el contexto de la campaña de Shingen contra Oda Nobunaga, mientras buscaba un paso de Kōfu a Kioto.

    Lee más…

  • La Batalla de Sekigahara: Cambio decisivo en la historia de Japón

    The-Battle-of-Sekigahara.jpg

    La batalla de Sekigahara, que tuvo lugar el 21 de octubre de 1600 en la actual prefectura de Gifu (Japón), marcó un punto de inflexión en la culminación del periodo Sengoku. Las fuerzas de Tokugawa Ieyasu se enfrentaron a una coalición liderada por Ishida Mitsunari, leal a Toyotomi, y muchos clanes desertaron antes o durante la batalla, lo que finalmente condujo al triunfo de Tokugawa. Esta batalla, la mayor de la historia feudal japonesa, tiene una importancia capital y allanó el camino para el establecimiento del shogunato Tokugawa.

    Lee más…

 

futer.jpg

Contacto: samuraiwr22@gmail.com